POR FAVOR, MANTENGA LIMPIA SU CIUDAD.

 

Si usted, estimado lector, cuando deambula, pasea, transita, vacaciona o trabaja, ve a alguna de estas criaturitas por la calle, no lo dude un instante, hágale un favor a sus conciudadanos y llame al 091, 062 o 112.

A ver si es posible que en breve, estas fotos estén en las Herriko Tabernas, como idolatrados presos o "represaliados", o en carteles puestos por afectados familiares o simpatizantes de la causa de la hijoputez supina.

Y lo hago porque cada vez me gustan menos los funerales, los de Estado, los de gente uniformada o sin uniformar, los himnos y las medallas a título póstumo y las manifestaciones de condena.

Cada vez me gustan menos y, de gustarme algún funeral, preferiría ver alguno con fondo de txalaparta, dantzari e Ikurriña con crespón negro, cuyo protagonista hubiera fallecido por "accidente laboral" al ir a colocar alguno de los artefactos tan peligrosos con los que trabaja esta gentuza, que no respeta la mínima normativa de "seguridad laboral" y luego pasa lo que pasa, aunque pasa poco para lo que uno quisiera.

Estos son, probablemente, los chicos que nos están dando el verano y, si no se remedia con su colaboración, seguirán revolviéndonos las tripas y empachándonos de rabia cuando deberíamos estar hartándonos de gazpacho, pescaíto y tinto de verano.