ESTRASBURGO MON AMOUR

En diciembre de 2007, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos acordó admitir a trámite el recurso presentado por Batasuna. La decisión fue significativa, ya que el Tribunal de Estrasburgo sólo acepta el 1,5% de las demandas que se presentan. Superado este filtro, en el 80% de los casos acaba estimando la violación del Convenio Europeo de Derechos Humanos.

Entonces, los batasunitos, los sabinitos e ibarretxitos, los progres más progres, con carné de progre, los más firmes defensores de los derechos democráticos (de algunos sobre todo), los que otorgan etiquetas de fascista a todo el que no les sigue el catecismo; se mostraron pletóricos porque parecía que Europa iba a desfacer el entuerto que había cometido el opresor Estado Español.

Y es que era intolerable que se quitara voz y voto a un partido político, a los representantes de un numeroso sector de la sociedad de los vascos y las vascas. El aplastar el independentismo y obtener réditos electorales de la ilegalización parecía ser el objetivo de los malvados nacionalistas españoles.

Era igual que hubiera otras formaciones políticas legales que defendieran los mismos objetivos, el quitar de las instituciones a los chicos de Otegi y a sus clones era una vulneración de los derechos fundamentales que, Europa, a donde no llega el olor a amonal ni a cóctel molotov, tendría que poner remedio y, viendo la estadística de resoluciones del Alto Tribunal, era de esperar una sentencia satisfactoria.

El que en las listas presentadas fueran personas que, posterior o anteriormente, acabaran detenidas por pertenencia o colaboración con banda armada, es lo de menos. Porque, aplicando los altos conceptos de democracia que se tienen en la progresía más progresista, una cosa son las personas y otras las formaciones políticas. Por esa regla de tres ETA sería legal pero alguno de sus militantes no.

El caso es que patinaron.

Estrasburgo ha dicho que nones, que la norma, la vilipendiada Ley de Partidos, no vulnera ningún derecho fundamental y no es más que un instrumento para la defensa del estado democrático, además de una "necesidad social imperiosa" y que las medidas adoptadas fueron "proporcionadas". El Tribunal sostiene que el objetivo del partido de la izquierda abertzale era "completar y apoyar políticamente la acción de organizaciones terroristas para perturbar el orden constitucional y alterar gravemente la paz pública". En la sentencia se afirma que "la disolución (de la formación abertzale) puede considerarse como necesaria en una sociedad democrática, especialmente para mantener la seguridad pública, la defensa del orden y la protección de los derechos y las libertades".
Y será, y si no lean en las fechas próximas los blogs de referencia para todo progre que se precie, que el Tribunal de Estrasburgo está contaminado por el PP o por los sectores más derechizados del PSOE, o que responde a la avalancha neoconservadora que asola el viejo continente.

Pues yo, que seré tildado de fascista una vez más, estoy contento, tengo la sentencia en francés, el idioma de Moustaki y Brassens, y me parece impecable.

El que quiera independencia, territorialidad de todas las huertas donde haya un vasquito o una vasquita, república socialista vasca de txapela obligatoria, con pañuelo palestino como única contaminación admitida,  etc., etc., pues que lo defienda y venda el producto como hacen los demás. Ahí está el PNV, EA, ARALAR y todos los que, con distintas visiones, siguen creyendo en el mapa ese tan descabellado e imperialista como el que tiene el Rey de Marruecos en su despacho.

Sin hacer cuestaciones para pistolas; sin apuntar las matrículas, direcciones, movimientos, etc., de los posibles objetivos a depurar; sin incendiar nada, que está muy feo y además contamina.

Las ideas caben todas, por muy descabelladas que sean, la coacción, el terror, la extorsión, no.

Y lo dijo Estrasburgo, punto redondo.

Pero no, estos zagales no acatarán la sentencia del organismo al que ellos mismos recurrieron. Porque sólo aceptan las normas y resoluciones que les favorecen, que del sistema hay que coger lo que nos conviene nada más, el resto hay que quemarlo.

 

 

 

 

2 comentarios :

SCHEVI dijo...

Pronto veremos como, recurriendo al RH y a sus ancestros, estos "quintaesencia del pueblo vasco" único e indivisible, piden la salida de Europa y la vuelta al redil africano, bereber, del que dicen descender y eliminar las contaminaciones indoeuropeas.

diseñadora dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.